Claves para transformar tu hogar al estilo escandinavo

El famoso estilo nórdico, también conocido como escandinavo, es originario de los países del norte europeo, en donde los inviernos son fuertes y largos. Esta condición climática marcó el surgimiento de esta tendencia de talla mundial, que se destaca por las líneas rectas, los tonos claros y un aspecto austero para entregar calidez a los espacios.

Ahora, ¡No te engañes! Este estilo también disfruta de las tendencias y las integra de la mejor manera posible. Por ejemplo, materiales como el cobre y el latón, muy populares por estos días, se han incorporado como pequeños detalles decorativos que, sin duda, transforman cualquier espacio. 

Si quieres lograr una decoración escandinava auténtica, la clave está en conseguir un espacio limpio, en donde la estética y el sentido práctico convivan en total armonía. Aquí te mostramos cómo lograrlo, en unos sencillos pasos.

 

Los tonos claros predominan

Esto no quiere decir que los colores más intensos estén descartados, de hecho, puedes añadirlos a través de textiles, sólidos o estampados, pero sí es importante que sigas una de las reglas estrella de este estilo: Potenciar al máximo la luz natural y esto solo lo lograrás con colores neutros, tales como el blanco o los pasteles.

comerdor-oslo.jpg

Accesorios naturales para una combinación perfecta

La madera es, sin lugar a dudas, el material número uno para la fabricación de muebles y el favorito para los amantes de este estilo, especialmente, si es de un color claro.

Además, si antes triunfaba sola, ahora esta se combina con otros materiales para crear contrastes muy interesantes, entre los cuales destacan el metal, la piedra o las fibras naturales.

Por último, las plantas son infaltables para este estilo, pues añaden el toque natural necesario para este tipo de ambientes, a través de los tallos desnudos y las micro flores.

 

Los muebles indicados para este estilo

En los países nórdicos se pasa mucho tiempo en casa durante el invierno, por eso, además de apostar por los muebles ligeros y de líneas rectas, se buscan piezas modulares que permitan renovar los ambientes, de cuando en cuando, y sirvan para una decoración práctica.

silla-dante.jpg

Puntos de luz para tener en cuenta

Natural o artificial, aquí lo importante es que abunde la luz. Opta por las cortinas elaboradas con materiales ligeros y elige lámparas monocromáticas y sencillas para crear puntos de luz. De techo, de pie o sobremesa, cualquier opción es válida y alíate con las velas, son la calidez personificada.

Ya que hemos comentado la ligereza de los ambientes escandinavos, y la importancia de los muebles sencillos y funcionales, en Aristas por dentro tenemos una línea exclusiva de sillas, mesas y accesorios para tu hogar, espectaculares para que construyas tu espacio escandinavo.

 

 

 

 

 

 



 


 

 

 

 

 

Suscríbase a nuestro newsletter

ofertas aristas